miércoles, 5 de abril de 2017

SEGUIR APRENDIENDO: Sra. Maria de los Ángeles Fiasche




"En el medio entre el sujeto que ve y el mundo que es visto. Tu eres el ver. Permanece siempre en esta conciencia".
Este verso sugiere una práctica directa y poderosa, para vivir en la conciencia del Ser. Nuestra verdadera naturaleza es conciencia. El Ser que ilumina nuestro mundo entero de experiencia, que contempla tanto el paisaje exterior de objetos y gente, como nuestro paisaje interior de pensamientos y sentimientos,
suceda lo que suceda en este universo, el Ser, pura conciencia no es afectado, es libre. Sencillamente da testimonio, únicamente cuando nos identificamos
con los objetos de la conciencia, cuando nos dejamos capturar por los pensamientos y confundimos al Ser con los contenidos de la mente, el Ser empieza a experimentar cómo se limita a sí mismo. Entonces el sujeto externo se convierte en objeto de sí mismo.
Se olvida de su naturaleza que es conciencia pura y empieza a sentirse intranquilo,incompleto, limitado, permite que le definan sus pensamientos. Por ejemplo: Tengo hambre, me aburro...De esta manera creamos un mundo en nuestra propia mente y entonces vivimos en ella, completamente encadenados por el poder de nuestros pensamientos.
El sabio Vasishista brinda una solución: Deja de identificarte con los objetos de la conciencia e identifícate con la conciencia misma. Sri Ramakrishna: nos dice ... Refiriéndose a la época de sus Sadhanas, el Maestro decía a veces a sus discípulos: 
"En aquellos días, antes de meditar en Dios, solía
imaginar que lavaba mi mente de todas las impurezas 
(malos pensamientos, deseos, etc) y luego, instalaba 
en ella a la Deidad. Haced vosotros lo mismo"