jueves, 1 de enero de 2015

Artículo: - KALPATARU - 2015 - Sra. Marta Silva




K A L P A T A R U -2015-


Es en las oportunidades en que las sociedades pierden su norte y declina la espiritualidad, cuando el Absoluto, Aquello de donde surgen todas las cosas, se personaliza en una forma y nombre particulares. Gadadhar Chattopadiaia, aquel brahmín casi semianalfabeto de Calcuta conlleva este misterio de la Encarnación. Él es quien llegó cuando Su actuación fue necesaria para el mundo. La pacífica pero arrolladora presencia de Thakur, el Señor, durante sus 50 años de vida, despejó el camino que lleva al Conocimiento, orientando a la humanidad hacia su verdadero Dharma, el redescubrimiento de la Verdad que ilumina a todos los seres desde su interior.

En la literatura Sánscrita se conoce como kalpavriksha o kalpadruma o kalpataru a un árbol mitológico , divino, fuente de todos los deseos. El sabio Durvasa meditaba a su sombra. El maravilloso árbol se había originado durante el “ batido del océano de leche”Manthan Samudra). Se dice que en el Principio de los tiempos, los devas y los asuras luchaban por el dominio del mundo. Ese batido produjo seres y objetos maravillosos; uno de ellos fue el Kalpataru, e Indra, el Rey de los dioses había regresado con él al paraíso.

Hoy recordamos el día en que el Señor en persona concedió a Sus discípulos hogareños la máxima aspiración de sus vidas y se dio a conocer como Dios mismo. Este acontecimiento es un festival religioso que se celebra todos los años en la Orden Ramakrishna, especialmente en el Templo de Kali ( Dakshineswar)adonde acuden multitudes.

¿ Qué pasó ese día ? Fue en la casa quinta de Casipur- Dice Swami Vijoyananda:

“ El día 1° de enero de 1886 fue para los devotos de Thakur uno de los días más maravillosos y memorables. Sintiéndose mejor, había bajado de Su habitación, en el primer piso, y había ido caminando hasta un árbol donde estaban reunidos unos 30 devotos. Antes de que alguien dijera una sola palabra, Thakur se dirigió de pronto a Guirish de este modo: “ Guirish, ¿ qué has visto y comprendido Tú, ya que estás hablando a todos sobre ‘aquí’( sobre Mí). Sin ponerse nervioso, Guirish se arrodilló ante Thakur, y con las palmas de las manos juntas y voz emocionada dijo: ‘ ¡Qué puedo agregar yo sobre Aquel cuya gloria ni Valmiki ni Vyasa pudieron cantar lo suficiente! Thakur se puso muy contento y dirigiéndose a todos dijo. ¿Qué quieren que les diga? Los bendigo a todos para que realicen el Conocimiento’. Instantáneamente produjo efecto esa potente bendición. ¡Cada devoto al saludarlo tocando Sus Benditos Pies tuvo la visión supraconsciente de su propio Ideal! Esa fue la única vez que Thakur abiertamente y ante muchos divulgó Su Real Naturaleza, al otorgar directamente Su gracia a todos “.

Tengamos en cuenta que esto ocurrió un 1° de enero. Un Vedanta Kesari del año 1887 se refiere al nuevo año, no como un fenómeno temporal, sino como la posibilidad de un nuevo nacimiento espiritual. Y explica que, en la medida que se purifique la mente, quemando antiguos hábitos y deseos “ en el fuego del juicio, la oración y la devoción a Dios”, entonces, dice, Ramakrishna, el Kalpataru, vendrá a colmar al aspirante , según su capacidad, con la gracia de Dios. Bendecido con tal gracia el aspirante es ayudado a combatir obstáculos que se interpongan en su camino espiritual.

En este sentido cada día podría considerarse como un día de Año Nuevo. Evidentemente la Gracia del Señor no se limitó a aquel evento de 1886, en el que derramó sus bendiciones en la dicha de la liberación, sino que el hecho se manifiesta como la gran oportunidad que Dios otorga a la humanidad a cada momento.. Thakur lo describe así:

“ El hombre es recompensado de acuerdo con sus pensamientos y propósitos. El Señor es como el Kalpataru, el árbol celestial que concede todo lo que uno desea. Cada cual obtiene de Él lo que busca” Y dice: “ Si durante la meditación pides dinero, amigos y honores mundanales, sin duda tus deseos serán satisfechos hasta cierto punto; pero no olvides que detrás de todas esas cosas está agazapado el tigre. Los tigres como la enfermedad, la muerte de los seres queridos, la pérdida de la honra y la fortuna, etc. Son mil veces más terribles que el verdadero tigre”. En el Srimad Bhagavat Purana se le pregunta a Dios:

“ Señor, le otorgas a las personas lo que sea que te pidan. Pero ¿qué le otorgas a aquel que no te pide nada?- Respuesta; “ Aquellos que me hacen pedidos específicos tienen el otorgamiento del pedido. Si alguien ruega por hijos tendrá hijos o si pide dinero se le otorgará dinero. Si hay otro que pida cualquier otra cosa tendrá esa otra cosa. Pero aquel que no hace pedido alguno Me recibe a Mí por completo”

Resumiendo, tenemos varios puntos:

- Sri Ramakrishna es Espíritu, Dios Mismo Encarnado. Él manifestó Su Real Naturaleza.

- Thakur advierte sobre el peligro de pedir mundanalidades, porque son obsequios que a la larga traerán infelicidad.

- El Kalpataru Mismo, aposentado en nuestro corazón, desde siempre, está ofreciendo la oportunidad de elegirlo, y sólo pedir, como Prahlada, intenso amor por Él. Elegirlo es reconocer verdaderamente nuestra Divinidad interior y allí concentrarse y desde allí actuar, y estar dispuestos a todo.

- Eso será posible cuando se abandone el egoísmo, sean arrancados los velos de la ignorancia, reine el Amor y Él nos bendiga con Su Gracia. Entonces:“ No yo sino Tú. El hombre viejo se ha ido; sólo Tú permaneces “…

Muchos años después de la desaparición del Maestro, M., que caminaba alrededor de la casa de Casipur con Jagabandhu, dijo: “ ¡Qué gran evento sucedió en este punto! Y se postró recordando, allí, en el jardín donde el Maestro se había convertido en el Kalpataru, el árbol que colma los deseos, y puso un poco de polvo sobre su cabeza “.